El acuerdo de abandono con la UE firmado por la primera ministra británica Theresa May, fue ampliamente rechazado por la Cámara de los Comunes, cámara baja del Parlamento británico. El resultado de la votación llevó a la presentación de una moción de censura por parte del líder laborista, que May consiguió evitar, aunque tan solo por 19 votos a favor. Ahora May tiene volver a intentar cumplir con el resultado del referéndum del 2016, aunque podríamos ver una llamada a un segundo referéndum, con las encuestas indicando que la mayoría de los encuestados se inclinarían por seguir en la Unión Europea. Sin embargo la libra se favoreció del resultado, después de haber realizado durante la sesión anterior a la votación una bajada hasta 1.2660 en su cruce con el dólar, rebotando posteriormente por encima de 1.30.

Las bolsas tuvieron el jueves una rápida subida al publicarse un rumor del Wall Street Journal en el que indicaba que el Secretario del Tesoro estadounidense proponía la reducción de tarifas a algunas importaciones chinas, con el objetivo de que Pekín siguiera con las conversaciones comerciales entre ambos países. Sin embargo más adelante el rumor fue desmentido por fuentes oficiales del rotativo neoyorquino, aunque a pesar de ello las bolsas han seguido subiendo y han terminado la semana al alza.

Por otra parte tuvimos también las declaraciones de Mario Draghi en las que el presidente del BCE nos indicó su previsión de mantener la política monetaria expansiva, ante la debilidad de los datos macroeconómicos que se van conociendo en los diferentes países de la Eurozona, lo que da mayor impulso a las bolsas y perjudica al Euro.

 

Posiciones:

  1. Largos en Oro
  2. Cortos en DAX
  3. Cortos en Dow Jones
  4. Neteados en EURUSD
  5. Largos en GBPUSD
  6. Neteados en USDCAD
  7. Neteados en Ripple