La Reserva Federal dejó el pasado miércoles los tipos de interés sin cambios en el 2.25-2.50% tal y como esperaba el mercado. Sin embargo el mensaje del Presidente Powell, dejó claro que debido a la situación económica en EEUU, así como a lo relativo a la eurozona, el Brexit y las negociaciones comerciales entre EEUU y China, prefieren frenar las previstas subidas de tipos para el presente año y esperar y ver cómo se van desarrollando los acontecimientos. El mercado de divisas se lanzó a una venta rápida de dólares, mientras que los mercados de valores frenaron sus subidas, ante la interpretación de que el mensaje Powell era más “dovish” de lo esperado.

Por otra parte, algo que tan solo están diciendo pocos analistas, es la cesión de la Fed a las presiones ejercidas por el Presidente Trump a la entidad para que no subiera los tipos y de esa manera provocar una bajada del dólar y un apuntalamiento de los mercados de renta variable. El deseo de Donald Trump de que la Reserva Federal no suba los tipos ha sido cumplido pero no con las previsiones que tiene el Presidente, ya que viene motivada por una desaceleración económica global que afectará a la economía estadounidense. Trump pretende que la economía vaya por buen camino y que al mismo tiempo la Fed no suba los tipos, algo difícil de conseguir. Ahora es posible que llegue a un acuerdo en las negociaciones comerciales con China, para evitar que se produzca la temida recesión.

Los líderes de la Unión Europea acordaron aplazar la fecha de abandono del Reino Unido más allá del 29 de marzo. Sin embargo, el Parlamento Británico deberá aprobar el acuerdo realizado por Theresa May y Jean-Claude Juncker para que la prórroga sea hasta el 22 de mayo; en caso contrario se ampliará solo hasta el 12 de abril.

En Europa los mercados acabaron la semana dominados por las ventas, como consecuencia de los malos datos de PMIs publicados en Francia, Alemania y la Eurozona, lo que provocó una fuerte venta de todos los índices, al igual que una rápida venta del euro frente a las principales monedas, siendo el cruce que más bajó el EURJPY, reflejando la aversión al riesgo de los inversores. El Euro volvió  a caer por debajo de 1,1300.

 

Posiciones:

  1. Largos en DAX
  2. Largos en Dow Jones
  3. Cortos en EURUSD
  4. Neteados en GBPUSD
  5. Neteados en USDCAD
  6. Cortos en NZDUSD
  7. Neteados en Oro
  8. Neteados en Ripple