El BCE dejó los tipos de interés sin cambios en el 0%, cuando algunos analistas esperaban una bajada de 10 puntos básicos. El Presidente de la entidad declaró que no se había contemplado una bajada de tipos y que no tenían claro qué medidas de estímulos aplicar en septiembre. Las bolsas europeas, después de la fuerte subida del martes y el mantenimiento de niveles del miércoles, donde el DAX de Frankfurt llegó a subir hasta 12.603 puntos en las primeras operaciones del jueves, terminó cerrando con una bajada del -1.28% en 12.362 puntos. En EEUU las bolsas también terminaron con bajadas como consecuencia de la decisión del BCE y la subida de las órdenes de bienes duraderos que subieron un 2%. Ambas cosas ponen en duda si la Reserva Federal bajará los tipos en su reunión del próximo martes y miércoles.

Previamente a esto, la noticia de que Robert Lighthizer viajaría a China la próxima semana y los comentarios del asesor económico de la Casa Blanca indicando que esperaba que el gigante chino comience a comprar productos agrícolas de EEUU, llevaron a los inversores a volver a las posiciones de riesgo y por lo tanto a las compras de renta variable. La bolsa de Wall Street volvió a marcar nuevos máximos históricos en el caso del S&P500 y del Nasdaq. Sin embargo China declaró que el hecho de comprar productos agrícolas estadounidenses no significa un cambio en la situación comercial actual entre ambos países.

Finalmente, Boris Johnson fue elegido Primer Ministro británico. Veremos sus intenciones sobre el “Brexit” una vez tome posesión del cargo, ya que está dispuesto a una salida de la UE sin negociación el 31 de octubre, haya o no acuerdo con Bruselas. “A vida o muerte, caiga quien caiga”, fueron las palabras con las que convenció a los pocos anti europeos indecisos que podían quedar. El Presidente de la Unión Europea comentó que el acuerdo actual sobre al Brexit es el único posible, lo que presiona la situación y pone en marcha la cuenta atrás para una salida sin acuerdo del Reino Unido el día 31 de octubre, lo que mantiene a la libra de nuevo presionada por los vendedores y de nuevo en mínimos anuales.

 

Posiciones:

  1. Neteados en DAX
  2. Neteados en Dow Jones
  3. Comprados en EURUSD
  4. Neteados en GBPUSD
  5. Vendidos en USDCAD